Veinte chicos y chicas de toda España han participado, entre el 24 de julio y el 7 de agosto, en el campo de trabajo de San Esteban de Litera recuperando un horno de yeso.

Desde La Litera información hemos ido a hacerles una entrevista y hemos hablado con Ana (16 años, Granada), Gonzalo (16, Zaragoza) y Lucía (17, Logroño).

Ira Sales¿Por qué elegísteis este campo de trabajo y no otro?

Gonzalo –Busqué por Internet sitios para pasar el verano, y este sitio me gustó por su localización, por cómo era…

Ana –Yo también estaba buscando un sitio como éste y, como por la fecha me iba bien, decidí apuntarme.

Lucía –El año pasado me apunté a otro campo de trabajo y me lo pasé súper bien, y entonces este año me he apuntado a este.

IS¿Y vosotros dos [Ana y Gonzalo]? ¿Habéis ido a otros campos de trabajo?

A –Yo sí. El año pasado me apunté a uno en Almería y como me gustó tanto, dije:este año voy a repetir.

G –Yo no.Es el primer campo de trabajo al que vengo y estoy muy contento.

IS¿Habéis conocido a mucha gente aquí?

A –Yo sí. A ver, en el anterior campo conocí a gente de Andalucía, y sin embargo, con este conozco a gente de toda España.

G –Yo prácticamente lo mismo. Hombre. y conocer a gente de diferentes puntos de España siempre es de agrado.

L –Sí.

A –Y tenemos un lío de acentos…

L y G– Es verdad (ríen).

IS¿Y gente del pueblo?

G –Sí. Hay unos chavales de nuestra edad, un pelín más y un pelín menos, y pues… Estamos contentos con ellos y nos relacionamos mucho. Hacemos algún juego, alguna actividad…

IS¿En qué consiste el trabajo?

G –Se trata de restaurar un horno de yeso que al principio era casi inaccesible, y entonces hemos ido quitando las piedras, las malas hierbas, hemos puesto vallas, mañana pondremos unos bancos y una mesa…

IS¿Pero teníais idea de hacer trabajos de este tipo?

Los tres a la vez –No.

IS¿Las otras actividades también han estado bien?

A –Muy bien.

G –Sí. Han sido muy completas. Hemos hecho prácticamente de todo.

L –Sí.

IS¿Habéis jugado a Pokémon Go?

G –Yo sí. Al lado del castillo hay un gimnasio [Pokémon] pero no llega la cobertura.

L –Nosotras no.

IS¿Ha habido buen rollo entre vosotros?

Los tres –Sí, mucho.

IS¿Sabéis la historia de los hornos de yeso?

Aquí interviene una de las monitoras, Loreto –En los hornos de yeso, lo que hacían siempre era: en una habitación con paredes de caliza diferentes a las de yeso, ponían primero un montón de madera abajo, y encima, con forma de cúpula, piedras de yeso. Entonces quemaban la madera y estaban así 24 horas como mínimo. Al quitarle el agua a las rocas de yeso, se quedaba el yeso solo. Entonces lo picaban y lo utilizaban para sus casas o lo vendían. 

Terminada la entrevista nos reunimos con el resto del grupo, que estaba haciendo donuts con la Asociación de Amas de Casa. Nos regalan cuatro donuts para endulzarnos la despedida.


0
0
0
s2smodern
Festival de cortos contra el machismo. sin cargo
Mini Chamarilandia17
Castillo del Terror, sin cargo
Chamarilandia17