[N. de la R.: este artículo es una réplica a El belén de Peralta]

Estimado Ignacio:

En la actualidad la información viaja a la velocidad de la luz, llegando a todos los rincones gracias a Internet. A pesar de ello, los principios básicos que rigen al periodismo siguen siendo los mismos, no hay que dejarlos de lado. Uno de ellos es el de contrastar la información. No solo con los “amigos peraltinos en la diáspora”, sino con los “amigos petraltenses” (correcto gentilicio), tanto en la diáspora como aquellos que han luchado y siguen luchando por vivir en Peralta.

No recuerdo el primer año que abrió el belén de Peralta, ya que yo siempre lo he visto abierto, salvo las dos Navidades que llevo en mi cargo como orgulloso alcalde de Peralta de Calasanz. Puedo decir en primera persona y con conocimiento de causa, que esas desavenencias entre propietario y Ayuntamiento nunca han existido. Ni con Pilar Meler (con la cual me une una gran amistad) en su etapa de alcaldesa, ni con este enamorado de Peralta que les dedica unas líneas, que se presentó para trabajar y no para rellenar unas listas a última hora. En Peralta eran conocedores de mi candidatura casi un año antes de las elecciones.

En la sociedad de la información en la que vivimos, cualquiera, gracias a la ley de transparencia, puede consultar los presupuestos de los ayuntamientos. A golpe de click podemos saber que el ayuntamiento de Peralta de Calasanz dedicaba una partida económica para ayudar al propietario a sufragar los gastos generados por la apertura del belén. Salvo en los presupuestos de este 2017 en que, conocedores de su situación, se ha dedicado a otros menesteres.

Somos conscientes del arduo trabajo que lleva la gestión de un municipio y también de nuestro potencial turístico. Es por ello por lo que trabajamos a diario de forma conjunta con otras instituciones, como por ejemplo la Diputación Provincial de Huesca. La cual ayuda económicamente a toda la provincia, a financiar proyectos apropiados e interesantes a las necesidades de cada municipio. Gracias a esta colaboración, en Peralta de la Sal verá la luz este 2017 un área de auto‑caravanas. Que atraerá gente y permitirá que conozcan nuestro entorno, y a lo mejor el Belén de Javier en las próximas Navidades. Y que no se nos olvide: el Belén pertenece a una familia, no a una institución, y a pesar de nuestra enorme predisposición (conocida por todo el pueblo, propietario incluido) la decisión de abrirlo es suya.

Sr. Ubeira, cuando quiera seguir sobrevolando la Litera y quiera conocer de primera mano cualquier información relativa a nuestro municipio, estaré encantado de ayudarle. Igual que llevo haciéndolo por Peralta desde hace muchos años.

Luis Pedro Boteller Enjuanes, alcalde de Peralta de Calasanz,
que engloba los núcleos de población de Peralta de la Sal, Calasanz, Gabasa y Cuatrocorz


0
0
0
s2smodern
Parkour, por Adán Pérez, 22 y 27 de marzo, información en Centro Joven y en el 974 429 530
Jazz Binefar 24 marzo 17
Parkour, por Adán Pérez, 22 y 27 de marzo, información en Centro Joven y en el 974 429 530

. . . considero un cálculo plausible que . . . el siglo XXI verá desaparecer el 90% de las lenguas de la humanidad . . .

Comparemos la situación con la esfera biológica . . . el 7,4% de especies de mamíferos y el 2,7% de aves están en peligro o amenazadas . . . Apunto la opinión, sostenida por muchos biólogos, de que la mitad de las especies del mundo habrán desaparecido o estarán al borde de la extinción a finales del siglo . . .

¿Por qué despierta más preocupación esta . . . amenaza a la diversidad biológica que la amenaza, mucho mayor, a la diversidad lingüística . . . ?

Tal como la extinción de cualquier especie animal degrada nuestro mundo, lo mismo sucede con la desaparición de cualquier lengua.

Michael Krauss: «The world's languages in crisis», en Language, vol.68, n.1 ; Washington, DC : Linguistic Society of America, marzo 1992 (extr. y trad. La Litera información)

0
0
0
s2smodern